in

El síndrome de hibris, o la enfermedad del poder

 

En la antigua Grecia se conocía como hibris o hybris a la desmesura, al desprecio por el espacio de los demás unido a un descontrol visceral, que lleva a actitudes impulsivas, irracionales, desequilibradas, en las que la furia y el orgullo van de la mano.

Hay varios ejemplos en poemas épicos que muestran esta desmesura. Un ejemplo es el de Agamenón, rey de Argos, que preparó un ataque y sitio a Troya, que duró diez años y finalmente saqueó e incendió la ciudad. En La Iliada, Agamenón dice, “La paz es para la mujer y para el débil. Los imperios se forjan con la guerra”, y “¡Quemen Troya!”. En la mitología griega se muestran muchos casos de castigo por los dioses debido a la hibris. Consideraban que habían cruzado un límite y debían ser puesto de nuevo en su lugar.

En la actualidad se conoce como síndrome de hibris a la desmesura o enfermedad del poder, sobre todo de los políticos. En un artículo publicado en Infobae por Valeria Chávez, se cita la opinión del psiquiatra Harry Campos Cervera: “Se observa todo lo que uno puede tener cuando ‘se la cree’ con el poder: narcisismo, imagina que lo que piensa es correcto y lo que opinan los demás no, cree que todos los que lo critican son enemigos, etc” y remarcó que estas actitudes “pueden llevar a quien las padece a tomar decisiones erróneas porque la persona pierde la perspectiva de la realidad total y ve sólo lo que quiere ver”.

La descripción nos hace pensar rápidamente en muchos hombres y mujeres en el poder, más allá de su posición política. Esto  es más grave aún cuando su entorno no lo ayuda a ver lo que realmente está sucediendo y no lo ayuda a ponerse en el lugar de los demás. 

El tratamiento, explicó el profesional, “es hacer un baño de realidad. La forma de mejorar es tratar de no creérsela y mirar la perspectiva global”.

 

Foto: Agamenón interpretado por Brian Cox, en la película Troya (2004).

Brian Cox Troya Agamenon

 

No te pierdas lo mejor de No Más Pálidas

Suscríbete para recibir más contenido Anti-Pálidas a tu inbox.

Thank you for subscribing.

Something went wrong.

What do you think?

17 points
Upvote Downvote

Comments

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

Loading…

0

¿Te atreves a soñar?

Rosalía Mera, ante todo el trabajo