in , ,

Estudiar como un chino

 

El pasado 3 de enero, luego de conocerse los resultados de las Pruebas PISA 2013, Laura Olivera escribió un artículo en Facebook sobre la educación en China. Laura es uruguaya, fotógrafa, artista digital y docente. Tiene una estrecha relación con China, es una gran conocedora de su cultura y del idioma. Al final del articulo escribió sobre la foto que ilustra este post: “Los chicos de esta foto fueron mis alumnos de español en el Liceo No. 80 de Beijing. El día que realizamos esta foto, el último día de clase, tuvieron 5 exámenes, uno tras otro, en un mismo día. El mío fue el último”.

Laura nos autorizó a publicar  su artículo, que reproducimos a continuación:

 

Estudiar como un chino: instrucciones para convertirse en la generación mejor preparada de la historia

Por Laura Olivera

Hoy les quiero contar sobre la educación en China. Los estudiantes chinos de hoy, son probablemente la generación mejor preparada de la historia. Una prueba de esto es el reciente resultado de las pruebas internacionales PISA 2013, donde China ha obtenido el primer puesto entre todos los países del mundo. 

Las pruebas PISA (Programa Internacional para la Evaluación de estudiantes), ayudan a medir el desempeño escolar a nivel mundial con el fin de mejorar las políticas y los resultados educacionales. Los resultados de las pruebas PISA 2013, muestran que Uruguay tuvo su peor evaluación de sus cuatro participaciones donde se evaluó lectura, ciencias y matemáticas, ubicándose en el lugar 55 de 65 países.

Esta evaluación coloca a Uruguay como uno de los países peor evaluados en la educación de los 65 que aplican a este examen. Sin embargo China, obtuvo el primer lugar en todas las disciplinas, seguido por Singapur y las regiones especiales de Hong Kong y Taiwán.

¿Pero qué es lo que estamos haciendo diferente para obtener casi 200 puntos menos que los chinos en estas pruebas? Desde luego, no se llega al primer lugar, de la noche para la mañana.

La presión que sufren los niños chinos en escuelas e institutos es un drama silencioso extendido por todo el país. En la lucha por una vida mejor, la educación es vista por muchos como la salida natural (muchas veces la única), y la competencia con tantos millones de estudiantes provoca situaciones impensables para los padres y niños occidentales.

Los jóvenes chinos reciben la presión de un sistema educativo competitivo y elitista, donde desde pequeños se intenta entrar en las mejores escuelas e institutos para después acceder a las mejores universidades. Reciben la presión de sus padres, que tienen depositadas todas sus esperanzas en su hijo único. Y reciben la presión de sus profesores, que en muchas ocasiones son juzgados (y pagados) por la cantidad de estudiantes que llegan a las mejores universidades.

A lo largo de su vida, realizan todo tipo de pruebas para competir por un lugar en los diferentes centros educativos. La primera es para entrar en el jardín de infantes, luego para entrar a la escuela, pero la más importante, es la prueba: GaoKao, la prueba de ingreso a la universidad. Al gaokao se lo conoce como: “la batalla por determinar tu futuro” y es seguramente, el mayor examen del mundo y donde se decide la vida de más millones de personas. Su importancia en un país tan poblado y todavía en vías de desarrollo como China es inimaginable para cualquier joven del resto del mundo. 

Las nuevas oportunidades de la China del siglo XXI también han traído nuevos problemas: mientras en muchos países, todo el mundo puede ir a la Universidad, en China no: hay demasiada gente. Ahora los jóvenes ya no juegan, no salen: no tienen tiempo. En Uruguay, contamos con educación pública, no tenemos examen de admisión e incluso, si quisiéramos, podríamos estudiar más de una carrera al mismo tiempo…sin embargo, todo esto se valora muy poco.

 En cierto sentido, el examen gaokao recuerda a los exámenes imperiales que funcionaron de forma intermitente durante 1.300 años en China. En los dos o tres días que duraban estos exámenes se seleccionaba a las personas de todo el país que estaban capacitadas para trabajar en el Gobierno. A pesar de que los ricos contaban con más posibilidades y las mujeres estaban excluidas, era una forma de dar oportunidades a los más pobres y de seleccionar a los funcionarios según sus capacidades. Hoy, el gaokao es el que juzga la calidad de los estudiantes, el que permite dar el salto a las mejores universidades.

Todos estos años de intensa preparación, han conseguido que los estudiantes chinos de hoy sean probablemente la generación mejor preparada de la historia.

Creo que tenemos mucho que aprender sobre la educación en China. Si bien los excesos no son buenos, Uruguay está muy lejos de llegar a estos límites. La preparación de un buen profesional, es muy importante y ayuda, además, a formarlo como mejor persona.

 

No te pierdas lo mejor de No Más Pálidas

Suscríbete para recibir más contenido Anti-Pálidas a tu inbox.

Thank you for subscribing.

Something went wrong.

What do you think?

17 points
Upvote Downvote

Comments

Leave a Reply

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

Loading…

0

La educación nos importa

Un aporte al debate sobre la educación