in ,

Solidaridad y responsabilidad individual

Ser solidario implica el apoyo a una causa o al interés de otros. Es un valor que se puede observar, y que se evidencia con comportamientos, por ejemplo, apoyando, respaldando, ayudando a otros, y se evidencia más claramente cuando se enfrentan situaciones difíciles. Es lo opuesto a la indiferencia o al egoísmo.

Algo de lo que estamos muy orgullosos los uruguayos es de nuestra solidaridad. Es cierto, lo hemos demostrado en muchas situaciones. 

Sin embargo, en mi humilde opinión, hay una solidaridad “malentendida”. Y este malentendido arranca a muy temprana edad.

Seguramente muchos de nosotros tuvimos en nuestra etapa de educación formal algún compañero que sistemáticamente no estudiaba, que faltaba, que se iba de farra, que no hacía los deberes, etc. Pero cuando llegaba el día del escrito, el parcial o el examen, estaba allí, presente, seguramente con poca preparación, con la esperanza de igualmente conseguir un buen resultado. Esa esperanza estaba fundada en dos posibilidades: la primera, la probabilidad de que las preguntas justo “embocaran” en lo que había leído (seguramente por arriba) y quizás, con fortuna podría zafar y pasar, raspando. O, la otra: conseguir que alguno de los que sí habían estudiado, esos que sí habían dedicado tiempo, energía y sacrificio a aprender, le permitiera copiar sus respuestas. 

Quizás alguno de los lectores haya pasado por la situación en la que, quien no había estudiado, lo ponía en el aprieto de pedirle las respuestas. 

Recordemos alguno de esos momentos: ¿qué pasaba si uno le decía que no? Uno se sentía mal si no accedía a la petición. ¿Por qué? ¡Porque se sentía un “botón”! (*) Y así, seguramente, también se lo harían saber sus compañeros de clase. La víctima se convertía en victimario. 

Ese malentendido de lo que es solidaridad, se desarrolla a muy temprana edad, en el concierto de la educación. Y, luego, en el resto de nuestros días. 

Por eso, la actitud de responsabilidad individual es tan importante. Rescatar esto es fundamental en la educación y en el trabajo. Por supuesto que hay que ser solidario. ¿Quién podría estar en desacuerdo con esto? Solo almas pequeñas, llenas de egoísmo, envidia y rencor. Pero eso no quiere decir que no hagamos responsables a las personas por sus actos, por las consecuencias de sus actos y por sus resultados. 

En un trabajo, muchas personas justifican su falta de responsabilidad explicando que no cumplieron con los resultados de su rol porque estaban ayudando (siendo solidarios) a otros. En el libro “Algo Más Grande. El poder del equipo para lograr lo imposible” Gonzalo Noya escribe: “Hay una gran confusión en lo que es un verdadero equipo. Se habla de solidaridad y eso está muy bien. Pero el equipo comienza con la responsabilidad individual de cada uno de sus miembros”. 

Es muy importante fomentar la solidaridad desde muy temprana edad. Tiene impactos en otros valores humanos fundamentales para la vida en sociedad. Pero tan importante como la solidaridad es la Responsabilidad Individual que debemos fomentar como elemento determinante de las obligaciones de cada persona para, justamente, contribuir y aportar valor para desarrollar una mejor sociedad. 

Se habla mucho de derechos, y eso está muy bien. Pero debemos hablar tanto o más de obligaciones. Y eso está atado a la responsabilidad Individual.


(*) Botón: lunfardo del rio de la plata, 1-   Agente policial, vigilante, cana 2-   Buchón, delator, alcahuete, persona que le cuenta a la autoridad el delito o acto ilegal que otra persona cometió. Y existe el verbo botonear (Ej. El otro día me escapé a la noche de mi casa, pero mi hermano me botoneó con mi padre, así que me sacaron las llaves del auto).


Próximos eventos abiertos:


Nueva guía de consejos prácticos: “Cómo construir las 4 actitudes para el éxito”

Enrique Baliño, Socio fundador de Xn y Ximena Pardiñas, Responsable de la Academia Xn

No te pierdas lo mejor de No Más Pálidas

Suscríbete para recibir más contenido Anti-Pálidas a tu inbox.

Thank you for subscribing.

Something went wrong.

What do you think?

18 Points
Upvote Downvote

Comments

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

Loading…

0

Para el otro lado

Nunca te definas por tu pasado. Fue solo una lección, no una sentencia